redes sociales

¿A qué edad debería mi hijo acceder a las redes sociales?

Según las políticas de acceso de la mayoría de redes sociales, un adolescente menor de 14 años no debería tener una cuenta. La razón es porque fueron creadas para adultos y el contenido puede no ser apto para niño menores de esta edad.

 

Sin embargo, la realidad es diferente. Muchos padres de familia hoy permiten el acceso de sus pequeños mucho antes de esa edad y es cada vez más común ver niños pequeños usando Smartphones como un juguete más.

 

 

¿Por qué los niños no deben acceder a las redes sociales?

 

Permitir que los niños usen las redes sociales es abrirles una puerta directa al mundo para la que aún no están preparados: los peligros, los engaños y mucha información para su madurez cognitiva. Aunque vemos que esta nueva generación maneja la tecnología con mucha facilidad, los contenidos no son aptos para ellos. Por lo tanto, aunque les resulte entretenido, terminará por afectar a su capacidad de percibir el mundo por sí mismos sin ser fácilmente influenciados. Además genera una adicción al cerebro, obligándole a revisarlas constantemente como si fuese una droga.

 

 

Mi hijo usa redes sociales, ¿ahora cómo lo manejo?

 

Aun cuando como especialistas recomendamos que los niños menores de 14 años no tengan acceso a ningún tipo de red social, queremos brindarte algunos consejos de cómo empezar a establecer un uso responsable de las mismas cuando permitas su uso en casa.

 

1. Siempre con supervisión. No permitas que tu hijo utilice las redes sin supervisión de un adulto responsable. Usarlas en áreas comunes de la casa donde están los demás miembros de la familia es la mejor opción. Recuerda que siempre debes conocer sus contraseñas.

 

2. Controla el tiempo de acceso. Los niños menores de 7 años no deben permanecer más de una hora al día frente a ningún tipo de pantalla y deben estar menos de dos horas hasta los 12 años. Así que controla al máximo este tiempo, incluso observando vídeos infantiles. Recuerda que tu ejemplo siempre será su mayor referencia de uso adecuado.

 

3. Organiza actividades donde estén alejados de la tecnología. Muchos juegos al aire libre, cocinar juntos o juegos de mesa de acuerdo a su edad, son muy buenas opciones para que toda la familia se aleje de las pantallas y no permitan que la tecnología controle sus vidas y les aleje de los momentos más importantes de su infancia.

 

 

También te puede interesar: Huérfanos digitales: una generación que reemplaza las relaciones humanas por las pantallas

 

 

La tecnología es una excelente herramienta si le damos un buen uso

 

En Blappsis apoyamos el uso responsable y adecuado de la tecnología. Por eso creamos una metodología científicamente probada que acerca de manera positiva la tecnología a los niños para que aprendan hasta 5 idiomas de forma simultánea en tiempos cortos de uso diario, sacando así el mejor provecho de la atracción de los niños por las pantallas y los juegos digitales para aprender idiomas protegiendo su salud mental.

 

Sabemos que los niños de esta nueva generación accederán de una u otra forma a las pantallas y cada vez más pronto de lo que quisiéramos. Por lo tanto, queremos aprovechar esta nueva ola informática para potenciar su futuro a través de los idiomas con contenido y tiempo de exposición adecuado para ellos.

 

Share this post


Abrir chat
💬 ¿Necesitas ayuda?
Hola 👋
¿En qué podemos ayudarte?
Powered by